Más del 10 por ciento de las ordeñas realizadas a los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) durante el 2017 se ubicaron en el territorio poblano; con ello, la entidad se colocó como el segundo estado con más tomas clandestinas.

Pemex informó que durante 2017 se reportaron 10 mil 363 tomas clandestinas de combustible, 51% más que en 2016 cuando se declararon 6 mil 873.
El desglose de la paraestatal señala que el estado que encabeza el robo de hidrocarburos es Guanajuato, ahí durante 2017 se descubrieron 1 mil 852 puntos de saqueo, es decir 18% del total nacional.

Puebla ocupa el segundo lugar con más tomas clandestinas a nivel nacional, con 1 mil 443 ordeñas; seguida por Tamaulipas, con 1 mil 100, Hidalgo con 1 mil 064. El top cinco lo cierra Veracruz con 1 mil 012.

La sumatoria de las tomas clandestinas reportadas en estas cinco entidades (Guanajuato, Puebla, Tamaulipas, Hidalgo y Veracruz) asciende a 62 por ciento del total de las tomas clandestinas reportadas el pasado año en todo el país.

La firma nacional también destacó que en Morelos, la ordeña de combustible creció más de 5 veces (560 por ciento) al pasar de 57 a 378 puntos; en tanto, en la Ciudad de México se disparó el delito luego que de los 16 puntos de extracción ilegal de gasolina detectados en 2016; durante 2017 la cifra llegó a 91, es decir, 468 por ciento más.

Otros estados que también tuvieron un incremento superior al 100 por ciento fueron Sonora, donde las tomas clandestinas pasaron de 19 a 97 y en Jalisco, donde de un año a otro se elevaron de 306 a 530.

Las medidas contra la ordeña

A raíz de la ordeña de ductos, Pemex implementó distintas estrategias para combatir el robo de la mano del SAT, la Policía Federal y otras instancias, pero no logró reducir el ilícito.

Las pérdidas

Pemex pierde anualmente alrededor de 20 mil millones de pesos por el robo de combustible en sus ductos.

Por: Ana Jennifer de la Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *