A través de una votación secreta, el comité de selección de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) eligió la película de Alfonso Cuarón, “Roma”, para representar a México en los Premios Oscar y Goya.

En conferencia de prensa, Ernesto Contreras, presidente de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC), informó que la elección de películas estuvo a cargo de un comité integrado por 203 miembros, cuyo voto fue contabilizado y certificado ante Notario Público.

“Roma”, que recién ganó el León de Oro en el Festival de Cine de Venecia, ha sido seleccionada de entre 13 películas inscritas para representar a México en la 91 entrega de los Premios Oscar y entre 12 para la edición 33 de los Goya, a realizarse en 2019.

Mediante un video, Cuarón, quien se encuentra en Toronto, Canadá, donde este sábado presentará la cinta, manifestó su satisfacción y honor por esta elección, a la vez que reconoció la colaboración de todo el equipo de producción, la mayoría mexicanos.

“Gracias a la Academia y a todos los miembros votantes por darle a ‘Roma’ la oportunidad de representar a México en el extranjero”, dijo Cuarón, quien en 2003 obtuvo el Oscar a Mejor Director por su película “Gravity”.

Al anuncio de esta selección, en la Ciudad de México se dieron cita el productor Nicolás Celis, quien informó que en las próximas semanas se darán a conocer las fechas de estreno en salas y también en plataformas digitales.

Por su parte, Eugenio Caballero, quien participó como director artístico en esta película, expuso que se trata de una producción que recrea el México de hace 50 años a partir de la memoria de Alfonso Cuarón.

“El reto fue hacer una película que tuviera mucha verdad. 50 años son muchos y la Ciudad ha cambiado, es completamente distinta, por lo que comenzamos a entender qué podíamos hacer en locaciones y qué teníamos que recrear desde cero (…) fue un proceso largo en el que quisimos no perder nada de esos detalles que Alfonso recordaba”, compartió.

Visiblemente emocionado, detalló que terminaron construyendo sets muy grandes y utilizando todas las técnicas que hemos aprendido en materia digital, a fin de que se sintiera que estábamos en ese mundo y que no había nada impostado”.

La cinta fue filmada en su totalidad en las calles de la Ciudad de México y para recrear la época, la producción hizo una extensa investigación histórica para mostrar con fidelidad la sociedad y el contexto del México de los 70.

Sobre su participación en el filme, la actriz Marina de Tavira expresó su orgullo por ser parte de una historia que está inspirada en las mujeres que criaron a Alfonso Cuarón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *