Varias mantas aparecieron colocadas en diferentes municipios de Nuevo León, en las que supuestamente el grupo delictivo de “Los Zetas” se deslinda de los 49 muertos hallados en Cadereyta el pasado domingo.

Las mantas estaban dirigidas a funcionarios de Nuevo León, las cuales se suman a otras colocadas la víspera en Zacatecas y San Luis Potosí, en la que también se asegura que “Los Zetas” no tienen relación con los hechos registrados en el citado municipio.

En Nuevo León, las mantas fueron detectadas en la Carretera Nacional, en la colonia Niño Artillero, en Monterrey, así como en el municipio de San Nicolás de los Garza, bajo un puente de la colonia Niño Artillero, en tanto que otras fueron reportadas en Escobedo.

Informes preliminares indican que las mantas tenían mensajes dirigidos a las autoridades del estado, en las que además de deslindarse, también se pide investigar el hallazgo de los restos de 49 personas en el municipio de Cadereyta.

Las mantas fueron retiradas por elementos policiales y son similares a las encontradas ayer en los estados de San Luis Potosí y Zacatecas.

Ayer en Ciudad Valles aparecieron colocadas en distintos puntos siete mantas firmadas supuestamente por “Los Zetas”, en las cuales se deslindan de los restos humanos localizados en Cadereyta.

Mientras que en Zacatecas, las mantas aparecieron en Fresnillo y Zacatecas, entre otros municipios, colocadas en puentes peatonales, mismas que fueron retiradas por Policía Estatales Ministeriales y Preventivos.

Hallan 49 cuerpos mutiladas en Cadereyta

Las autoridades recibieron reportes del hallazgo de bolsas de plástico en la carpeta asfáltica y el acotamiento de la carretera que conecta al oriente con la frontera de Tamaulipas, a unos 10 kilómetros de la cabecera municipal de Cadereyta Jiménez.

La cifra de cuerpos hallados la madrugada de este domingo en el kilómetro 47 de la carretera libre Monterrey-Reynosa ascendió a 49, de éstos 43 son hombres y seis mujeres.

Fuentes de la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León (PGJNL) indicaron que, en el lugar de los hechos, perteneciente al municipio de Cadereyta Jiménez, se realizaron labores de recolección de cuerpos y evidencias.

Dicha vía fue cerrada a la circulación desde las 2:00 horas de este domingo cuando se reportó el hallazgo y como opción para los automovilistas se puso a disposición la autopista de cuota, hasta en tanto concluyan las labores de las autoridades.

Personal del Servicio Médico Forense y peritos en Criminalística de la PGJNL se encargan de las labores de rigor, mientras que militares y policías estatales resguardan la zona, ubicada al oriente de Monterrey, cerca del entronque a la comunidad San Juan.

****

El gobierno federal condenó de manera enérgica los hechos de violencia ocurridos en Cadereyta, Nuevo León, y ofreció que “actuará con toda firmeza y fuerza para hacer justicia” y asegurar que esos hechos no quedarán impunes.

La Procuraduría General de la República (PGR) y la Secretaría de Gobernación (Segob) explicaron que esos “episodios inhumanos e inadmisibles de violencia irracional” se deben a la confrontación entre organizaciones delictivas.

Expresamente son parte de la disputa entre organizaciones criminales por el control de rutas y mercados delictivos, expusieron mediante un comunicado conjunto.

Abundaron que existen indicios de que las organizaciones comandadas por Joaquín “el Chapo” Guzmán; Heriberto Lazcano Lazcano, alias “el Lazca”, y Miguel Treviño Morales, también llamado “el Z 40”, desatan estos episodios inhumanos de violencia en su disputa criminal.

La PGR mantiene un programa de recompensas por 30 millones de pesos para quien proporcione información veraz que lleve al paradero de Guzmán Loera, Ismael “el Mayo” Zambada y Heriberto Lazcano.

Dicho programa de recompensas incluye la obtención de datos sobre Treviño Morales y se ofrece el correo denunciapgr@pgr.gob.mx y el número telefónico 01800 831 3196 para hacer llegar la información a las autoridades.

****

Pugna entre cárteles: Poiré

El secretario de Gobernación, Alejandro Poiré Romero, afirmó que hay indicios claros de que la aparición de 49 cuerpos en una carretera de Cadereyta, Nuevo León, se debe a una pugna entre los grupos delictivos del Pacífico y los Zetas.

En conferencia de prensa, repudió los hechos y aseguró que el gobierno federal no bajará la guardia, “no nos van a doblegar ni a amedrentar”.

Explicó que los hechos de violencia ocurridos desde el hallazgo de nueve cuerpos en Nuevo Laredo, el 4 de mayo; más de 20 en Jalisco, el día 10, y los 49 de Cadereyta, forman parte de una misma ofensiva.

Esta “violencia irracional” es producto de una confrontación entre el grupo delictivo del Pacífico, en alianza con el grupo delictivo del Golfo, en contra del grupo delictivo de Los Zetas, expuso.

A su vez, abundó, esta confrontación viene de la escisión entre Los Zetas y el Golfo. Por ello, el gobierno federal mantendrá todo su apoyo a los gobiernos estatales, en este caso el de Nuevo León, para luchar contra ese fenómeno y llevar a los responsables ante la justicia.

Con investigación, inteligencia y denuncia, sostuvo, llevaremos a los autores de este deleznable crimen ante la justicia, y advirtió que el gobierno federal no cederá ni se va a amedrentar.

Reconoció que por el momento no se ha identificado a quiénes pertenecían los restos hallados en Cadereyta y precisó que dicho proceso puede llevar tiempo.

Pero insistió, “la solución no es bajar la guardia, sino impedir la impunidad, y por ello, el Estado mexicano seguirá ofreciendo su respaldo a los gobiernos locales para evitar que ocurran más hechos de esa naturaleza”.

El funcionario federal llamó a la sociedad a hacer un frente común de rechazo a la violencia y apoyar a los gobiernos locales y federal para combatir esos delitos y devolver la paz a la ciudadanía.

Refrendó el compromiso de las autoridades federales de no bajar la guardia y continuar luchando contra la violencia con todos los instrumentos del Estado, a fin de llevar a los delincuentes ante la justicia.

Pidió a la población denunciar, si tiene datos específicos que ayuden a la captura de esos delincuentes, y recordó que la Procuraduría General de la República mantiene un programa de recompensas para quien aporte datos que permitan la detención de los criminales.